Guest blogging: Google se pone (aún más) serio

Guest blogging: spam

¿Guest post o fuente de SEOspam?

Aviso a navegantes: Google no está dispuesto a que los post invitados sean un coladero de enlaces. Ya nos lo ha dejado (más o menos) claro en más de una ocasión, pero insiste una vez más y, ya de paso, se pone un poquito más serio con el tema.

El tema de los guest post, o más bien de su (mal) uso como estrategia de linkbuilding, ha centrado la última regañina a lo “el que avisa no es traidor” del señor Matt Cutts, alias “el ojo que todo lo ve” (o eso se cree 😉 ), que esta semana publicaba en su blog uno de esos post que te ponen en alerta y que intentas leer (y traducir) por encima, por debajo, por delante y por detrás, pero que aún así siempre te dejan con alguna dudilla. ¿Realmente está diciendo algo nuevo o simplemente está insistiendo sobre el tema? ¿Tenemos que leer (todavía más) entre líneas?

Sí, no es la primera vez que el señor Cutts habla del guest blogging, pero en esta ocasión el tono del post ya se puede interpretar en plan “os lo he dicho unas cuantas veces y ya se me está acabando la paciencia”: de hecho, en el mismo post el amigo Matt hace un repaso de todas las veces, con fechas y vídeos incluidos, en las que ya ha advertido de que Google no está dispuesto a consentir que los post de invitado se usen como “spam” para el SEO.

Por si este post en cuestión se te ha pasado por alto o por si el inglés no es del todo lo tuyo, te resumimos lo (último) que viene a decir Mr. Cutts sobre los guest post y te contamos nuestra interpretación sobre el tema, a ver si entre todos despejamos las posibles dudas sobre el asunto. ¿Te parece? Pues al lío 😉

Qué dice Matt Cutts sobre los guest post

El post empieza directo al grano: “si estás usando el guest blogging como una forma de ganar enlaces en 2014, probablemente deberías parar ¿Por qué? Porque se está convirtiendo cada vez más en una mayor práctica de spam y, si estás haciendo mucho guest blogging, estás andando en muy malas compañías“. Vamos, que mucho ojito.

Reflexiona el amigo Matt sobre que el guest blogging solía ser algo muy respetable, pero que ya no es así, y pone como ejemplo (¿real?) un correo que dice haber recibido recientemente (¿quién le ha mandado ese correo, por Diosssss? 😉 ) y en el que un individuo o individua le ofrece crear contenidos exclusivos, de calidad y de nicho para su blog, bien escritos, 100% originales, profesionales, relevantes para su audiencia y con la posible inclusión de enlaces internos hacia artículos relacionados de su propio sitio web. ¿Qué pide a cambio? Uno o dos enlaces dofollow desde dentro del contenido.

Obviamente, como no podía ser de otra manera, el señor Cutts censura completamente el contenido de dicho correo y advierte de que prácticas de este tipo vulneran completamente las reglas de Google, que no va a pasar por alto los guest post que, aún siendo aparentemente auténticos, huelan lo más mínimo a SEO.

Matt Cutts insiste en que habla exclusivamente de los guest post orientados al SEO, pero ahí vuelve a sembrar la tradicional duda de fondo, porque ¿podemos estar completamente seguros de si, aún cumpliendo los criterios que supuestamente Google sí ampara como buenas prácticas, no vamos a pagar justos por pecadores y no nos vamos a llevar una sorpresita? Es decir, aunque no usemos el guest blogging meramente para el SEO, a todos nos viene muy bien el enlace que nos puedan poner a raíz de un post invitado (y viceversa), pero ¿nos la estamos jugando? Pues, en teoría, y a menos que directamente los enlaces sean nofollow, parece que sí, que como poder, podemos estar bajo sospecha.

SPAM

“No te fíes de los desconocidos”

En resumen, Matt Cutts dice que el guest blogging hoy día huele demasiado a spam, advierte contra la “automatización” de guest post y, en general, “no recomienda” aceptar post invitados a no ser que el ofrecimiento proceda directamente de una persona que, además, conozcamos bien. Vamos, cual padre que le dice a su hijo: “No te fíes de los desconocidos”.

Por si nos hemos quedado con alguna dudilla en el cuerpo (que el señor Cutts es muy listo y sabe que suele pasar 😉 ), termina el post con una posdata: insiste en que en absoluto censura la utilización de los guest post, con fines “respetables” y totalmente ajenos al SEO. Dice que, cuando habla del guest blogging como spam, no se refiere a blogs multiautor ni a plataformas serias y de probada garantía de guest blogging. Y defiende el valor de los guest post cuando tienen como objetivo que un autor pueda ganar branding, difusión o una mayor exposición ante una audiencia nueva.

Pero, de alguna manera, pone el foco en los enlaces nofollow (también lo hace en el campo de comentarios de su post): si realmente no usamos los guest post para el SEO, que es lo que defiende, si solo buscamos ganar cierta visibilidad, reputación y difusión, entonces se supone que nos dará igual que el enlace sea nofollow, ¿no? He ahí el dilema.

Dice que él antes siempre hubiera recomendado a cualquiera que le hubiera preguntado la experiencia del guest blogging, pero ahora sostiene que si alguien le pregunta si debería aceptar una propuesta de guest post (de alguien desconocido) la respuesta es NO.

Cuidadín, cuidadín

Tras leer y releer, e interpretar, el post de Matt Cutts, nosotras nos quedamos con lo siguiente: no abusar del guest blogging como práctica habitual, seleccionar muy bien dónde escribimos y a quién aceptamos como autores invitados, cuidar al máximo la relevancia y la calidad de dichos artículos (más si cabe que los propios) y, en su caso, repensarse lo de los enlaces nofollow si lo que se quiere es evitar hasta el más mínimo riesgo y si ya se considera que es suficiente recompensa el hecho de poder ganar difusión y exposición sin enlace (dofollow). En cualquier caso, parece que se refiere exclusivamente al “mercadeo” puro y duro de los guest post, pero…

Además de invitarte a consultar el post de Matt Cutts para ver si puede disipar mejor tus dudas, te recomendamos echar un vistazo a este artículo en el que Javi, del blog Monetizados, recoge las recomendaciones que el jefe de Spam de Google ya ha venido haciendo a lo largo del tiempo sobre el tema de los guest post y las analiza con un ejemplo real. Y te dejamos también uno de los vídeos más recientes del propio Mr. Cutts sobre el temita en cuestión.

Y, ahora, antes de irte a seguir con tus cosas o a darte una vueltecilla por otros post de nuestro blog :) , ¿nos comentas qué te parece el tema? ¿Cómo crees tú que deberíamos afrontar el asunto de los guest post a la vista de las últimas recomendaciones? ¿Debemos volvernos ya casi paranoicos también con esto?

 

 

 

¿Te ha gustado este artículo?

¿Sí? Entonces te recomendamos una cosa...

Regístrate a nuestro blog y recibirás:

Nuestros post sobre Marketing Online directamente en tu buzón de entrada y todas las novedades que vayamos desarrollando desde Enredando por la Red. Somos las primeras que odiamos el spam, así que no tienes que preocuparte. ¡Prometido! Suscribirte solo te llevará unos segundos y estaremos encantadas de darte la bienvenida.

Subscribe to our mailing list

* indicates required Dirección de Email * Nombre Apellidos

O si lo prefieres ...

Nos ayudaría mucho si compartes este artículo.
Los Tweets, Likes y +1s ayudan a que Google tome en serio este artículo y lo posicione... ¿nos echas un cable?? :) Mil gracias por adelantado.

Comentarios

  1. dice

    Este hombre empieza a tener complejo de biblia, todo está prohibido o no, pero en caso de no, igualmente te pueden penalizar, al final no vamos a poder más que escribir artículos en nuestras webs, y se acabó.

  2. Matxalen dice

    Muy bueno el resumen. Me sumo a lo dicho, con naturalidad y sin abusos, porque con Google ya se sabe que lo barato, sale caro y que hay que ir despacio y con buena letra. La historia se repite, debido al abuso, Google juega sus cartas y otra vez nos vemos obligados a redirigir estrategias. Entiendo que se puede hacer guest blogging de calidad y no es penalizable, aún así iría pensando en otras tácticas, por si la cosa se pone peor…

    • Paula Guzman dice

      Gracias Matxalen, si, al final es cuestion de afinar mucho con la calidad del guest blogging y de estar muy atento a por donde puedan venir los tiros, que con Mr. Google nunca se sabe 😉

      Muchas gracias por tu comentario. Un saludo!

    • dice

      Hola Silvia,
      Si pagamos las consecuencias de un abuso de guest blogging, pero no obstante yo creo que si hacemos las cosas con cabeza y sin ningún tipo de intención oculta, podremos continuar haciendo un guest blogging sano.
      Gracias y Saludos

  3. dice

    Yo creo que al final siempre nos acaban atando las manos… como son los que mandan, no te queda otra que seguir sus directrices para no acabar siendo penalizados :(

    Estoy con Carlos en que al final es más de lo mismo y de no abusar en exceso de este tipo de prácticas, ya conozco a varias personas que en lugar de tener un calendario editorial para su blog lo tienen para hacer guest post en otros blogs y tampoco se trata de eso…

    • Paula Guzman dice

      Hola Beatriz,
      Efectivamente, prácticas como la que comentas, de tener casi un plan editorial de guest post, son las que Google apunta directamente con el dedo…
      Si, yo también entiendo que con moderación y sentido común, no tiene que haber problema, pero claro, como con todo lo que dice el señor Cutts, al final no nos queda otra que estudiarlo con lupa… Como bien dices, ellos mandan….

      Gracias por tu comentario :)

  4. Laura Segovia dice

    Necesito tus sabios consejos ya!!! Sobre todo para quitarme algún petardo que otro de encima… con sutilieza, no más.

  5. Matti dice

    Pues es para pensarselo…
    Desde luego que el que le ha mandado el mail a Cutts es para darle de comer a parte.
    Por cierto la imagen que os habeís currado es brutal.

    • Paula Guzman dice

      Hola Matti, si, para pensárselo, pero sobre todo para aplicar mucho más el sentido común, que es lo que al final nos pide Google todo el tiempo y para todo (por sus propios intereses tb, claro)

      Naturalidad, calidad y sentido común… Es lo que toca :)

      Un saludo y gracias por comentar

  6. Carlos Herrero dice

    Al final es como todo, consumir con moderación. Igual que cuando escribes un artículo enlazas a un post o a la página principal mencionando a alguien de forma totalmente natural también podría ser un guest blog.

    El problema viene si te dedicas a todas las semanas a hacer posts invitados y regalando enlaces para luego tú conseguir uno de vuelta en el blog del autor, ahí cantaría mucho.

    No sé, se ha hecho toda la vida y se va a seguir haciendo, al final es cuestión de hacerlo natural y no pretender conseguir un porrón de enlaces con esta práctica.

    Un saludo!

    • Paula Guzman dice

      Nuevamente, la naturalidad al poder 😉

      Pues sí, Carlos, coincido totalmente: sin abusar y con sentido común, entiendo que no tiene por qué haber problemas. También es verdad que hay prácticas sumamente descaradas… El tema está en que no acabemos pagando justo por pecadores 😉

      Gracias por tu comment!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *