Redacción periodística y Marketing de Contenidos

el marketing de contenidos y el periodismo

Durante mi primer año de la carrera de Periodismo tenía una asignatura que se llamaba Redacción Periodística. No te asustes, con este post no pretendo aburrirte con todo lo que dieron de sí dos cuatrimestres completos de clases y dos tomos de tropecientas páginas, pero sí me gustaría resumirte los principales puntos que interioricé, que he aplicado a lo largo de los años en los que he trabajado prensa escrita, y que también me han servido a la hora de redactar artículos de Marketing de Contenidos.

Periodismo y Marketing de Contenidos

Hay por ahí desde hace un tiempo (más concretamente desde el gran auge del blogging) un gran debate montado sobre que Periodismo y Marketing de Contenidos no son lo mismo. Hasta ahí de acuerdo. No voy a ser yo quien diga lo contrario, porque efectivamente cada profesión y cada disciplina tienen su propia razón de ser y sus peculiaridades. En todo caso, este post no entra dentro de ese debate, ya que ese tema bien daría para otro artículo.

Se trata simplemente de contarte qué técnicas o recursos de la redacción periodística puedes aprovechar para afinar con la redacción de tus artículos de Marketing de Contenidos, para aportar valor y para llegar a tus lectores. Ni más ni menos. ¿Vamos a ello?

La fuerza de un buen titular

Con esto seguramente tampoco te estaré descubriendo nada nuevo, porque a estas alturas ya serás consciente del poder que tiene un buen titular a la hora de captar la atención de un potencial lector en cuestión de milisegundos. Pero, ya que estamos hablando de redacción periodística, toca insistir en ello: esas pocas palabras que forman un titular, el encabezamiento de un artículo, pueden ser determinantes para conseguir que te lean.

Tu artículo puede ser buenísimo pero si no consigues despertar esa curiosidad, esas ganas de seguir leyendo, corres el riesgo de pasar totalmente desapercibido y el esfuerzo invertido habrá servido para muy poco.

El título tiene que ser capaz por sí mismo de provocar una llamada a la acción (leer o escanear el contenido) y esto se aplica igual a un artículo periodístico que a un artículo de Marketing de Contenidos.

Eso sí, con el permiso del SEO, que tiene sus propias reglas para conseguir su objetivo: atraer tráfico a partir de las búsquedas que pueda hacer cualquier usuario y a través de afinar con las palabras clave, lo que ciertamente puede coartar algún que otro alarde de creatividad a la hora de titular. ¡Con el SEO hemos topado! 😉

Tampoco quiero extenderme mucho más en este punto, porque ya en su día escribimos un artículo dedicado a la importancia de los titulares, pero en cualquier caso no pierdas nunca de vista el poder que puede tener un buen título que fusione atractivo y originalidad con información.

Un consejo: empieza siempre por redactar el título, antes de entrar en faena con el artículo, porque te ayudará a centrar el contenido y no perder de vista el mensaje principal.

El poder de una buena entradilla o primer párrafo

En Periodismo se conoce como entradilla, en Marketing de Contenidos o blogging como primer párrafo. Pero en todo caso se trata de afinar al máximo con la redacción de esas primeras líneas de cualquier texto para que el lector sepa qué es lo que se va a encontrar si sigue leyendo y qué es lo que puede esperar del artículo en cuestión. El título es lo que primero va a conseguir captar la atención, pero el primer párrafo tiene que estar a la altura.

Como periodista, una de las primeras realidades que aprendes es que, mal que te pese, la mayoría de las personas no pasan del titular, del subtítulo y de la entradilla. Si el tema ya les interesa mucho, continúan leyendo, pero depende de nosotros provocar ese interés.

Con el Marketing de Contenidos pasa lo mismo: con toda la información que hay circulando por Internet, ¿crees que alguien se va a molestar en leer tu artículo si no se lo pones en bandeja y le animas a seguir leyendo, a base de estimular su curiosidad o su interés?

La importancia de este primer párrafo sería equivalente al tráiler de una película o a la contraportada de un libro. Si no te llegan, si no te seducen, no vas al cine a ver esa película o no te compras el libro, ¿verdad? Pues aquí pasa lo mismo.

Aquí me vas a permitir que tampoco me extienda más y que te recomiende que si quieres saber más sobre este punto le eches un vistazo a este artículo que escribimos en su día.

El enfoque y el valor de la historia

El enfoque de la historia, del artículo, es otro factor fundamental que hay que cuidar a conciencia. Como lector quizá te habrá pasado más de una vez: te has preocupado por leer un artículo y resulta que lo que te ha parecido más interesante estaba a la mitad del texto, o incluso al final. Eso si te has molestado en llegar hasta el final. ¿Por qué ha pasado eso? Seguramente porque a la hora de afrontar el texto, se han antepuesto otros intereses a los tuyos como lector.

Salvando las distancias y aun con distintos objetivos, tanto el Periodismo como el Marketing de Contenidos deben colocar en el centro del artículo al lector y satisfacer por encima de todo su demanda de información. Ahí debe radicar el enfoque de la historia.

En el Marketing de Contenidos a menudo esto todavía se pasa por alto, colocando a la empresa en el centro y por delante del valor que debe obtener el usuario. Ya lo hemos comentado en alguna que otra ocasión en otros artículos: el Marketing de Contenidos no se trata directamente de ti (ni de tu empresa, ni de lo que vendes), se trata de tus usuarios y del beneficio o el valor que puedes aportarles. Para lo demás, ya tienes la publicidad pura y dura.

Antes de afrontar un artículo, pregúntate qué valor vas a poder aportar a quienes te leen. Y, a partir de ahí, enfoca el artículo sin perder nunca de vista a tus lectores.

la piramide invertida de la información

La estructura de la pirámide invertida

La técnica periodística por antonomasia. La estructura de la pirámide invertida se basa en aportar información y desgranar el contenido de más a menos importancia. Se trata de estructurar los párrafos como si fueran píldoras informativas y de suministrárselas al lector por orden de relevancia, de forma que ya pueda sacar algo en claro (lo más importante) con solo leer el principio del artículo y conocer más detalles si continúa leyendo.

Nada de reservar lo más importante para el final, dando por hecho que el lector va a llegar al final. Se trata de ir enganchándole con cada párrafo, pero sobre todo de satisfacer su necesidad de información desde el mismo principio del artículo.

El esquema de las 6w (que en realidad son 5w y un H)

El esquema de dar respuesta a las 6w del Periodismo, que en realidad son 5w y una H, puede ayudarte a concretar y a satisfacer la demanda de información de tus lectores.

Este esquema se basa en dar respuesta a las siguientes preguntas:

  • Who (Quién)
  • What (Qué)
  • When (Cuándo)
  • Where (Dónde)
  • Why (Por qué)
  • How (Cómo)

Este esquema es básico en cualquier información periodística y habitualmente lo que se hace es responder a estas preguntas ya en la misma entradilla para satisfacer lo que primero quiere saber el lector y poder engancharle para, a partir de ahí, continuar aportándole más detalles a lo largo del artículo, según el esquema de la pirámide invertida que ya hemos visto (de mayor a menor importancia o relevancia).

Con respecto al Marketing de Contenidos, quizá este esquema no te sirva en todos los casos. Pero, en cualquier caso, pregúntate cuáles son las respuestas que seguramente deseará saber tu lector sobre ese tema en concreto y asegúrate de que se las proporcionas. Para ello, tendrás que conocer bien de lo que hablas y saber para quién escribes, que es lo que también va el Marketing de Contenidos para conseguir cumplir sus objetivos.

las 6 w en el periodismo

La importancia de contextualizar

Otra de las máximas de la redacción periodística, que forma parte de la misión de situar las necesidades del lector en el centro de todo, es el hecho de contextualizar cualquier información.

Se trata de no dar por hecho a las primeras de cambio que el lector sabe de qué le hablas o que sabe lo que tú ya sabes. De ahí la importancia de ponerle en contexto y de hacerle más fácil la tarea de entender lo que le estás contando y por qué se lo estás contando.

En el mundo online además contamos con la ayuda de los enlaces para poder apoyar esta contextualización y ofrecer a nuestros lectores la posibilidad de recurrir a una información complementaria que le pueda dejar el tema mucho más claro si así lo desea, así que no hay excusas.

Consejo: No des nada por hecho y a contextualizar se ha dicho 😉 Tu lector te lo agradecerá.

Citación de fuentes y datos

La citación de fuentes y la inclusión de datos forman parte del día a día de la redacción periodística, pero no tanto del Marketing de Contenidos. No digo que sea algo necesario en todos los casos, pero es algo que muchas veces se echa en falta y que nos puede ayudar a complementar nuestros artículos y a conferirles una mayor credibilidad a ojos del lector.

A medida que he ido desarrollando el artículo, me he dado cuenta de que el tema daba de sí más de lo que creía. Así que para no eternizarme todavía más y correr el riesgo de espantarte he dejado reservado algo de material para una segunda parte, así que esto no es el final, solo un “To be continued”. ¿Quién dijo que segundas partes nunca fueron buenas? 😉

Pero, antes de irme, recordarte que estas técnicas funcionarán mejor siempre que tengas un plan de contenidos claro para tu blog. Ahora, cuéntame: ¿Crees que merece la pena aplicar determinados recursos de la redacción periodística al Marketing de Contenidos o que son dos mundos totalmente distintos?

¿Te ha gustado este artículo?

¿Sí? Entonces te recomendamos una cosa...

Regístrate a nuestro blog y recibirás:

Nuestros post sobre Marketing Online directamente en tu buzón de entrada y todas las novedades que vayamos desarrollando desde Enredando por la Red. Somos las primeras que odiamos el spam, así que no tienes que preocuparte. ¡Prometido! Suscribirte solo te llevará unos segundos y estaremos encantadas de darte la bienvenida.

Subscribe to our mailing list

* indicates required Dirección de Email * Nombre Apellidos

O si lo prefieres ...

Nos ayudaría mucho si compartes este artículo.
Los Tweets, Likes y +1s ayudan a que Google tome en serio este artículo y lo posicione... ¿nos echas un cable?? :) Mil gracias por adelantado.

Comentarios

  1. dice

    Buenas tardes, necesitaría algún consegillo de vosotros expertos.. a ver este diario lo fundó mi abuelo en su día y vamos eramos de oro por desgracia no supimos llevar el tema adelante y ahora empezamos a moverlo online porque es lo que nos fallo en su dia, os dejo la web para que me podáis ayudar .. a ver si podemos sacar algo en clave y mejorar con vuestras críticas.

    Millones de gracias

    http://www.grupodiarioarea.es/

    • dice

      Hola Lara,
      Bueno lo de dar algún consejo así sin analizar la web, es un poco arriesgado.
      La mejor recomendación que puedo hacerte es:
      1.- Invertir en un profesional para que analice la web y te genere una estrategia.
      2.- Formarte, para poder aplicar los conocimientos a tu sitio web.
      Tener un periódico online es una gran oportunidad para indexar contenidos y ganar visibilidad.
      Suerte Lara :)

  2. dice

    Para la búsqueda de fuentes hay servicios gratuitos como http://www.reportaro.es que permiten a los blogueros contactar con expertos e incluir sus testimonios en el contenido.

  3. dice

    Hola Paula, yo añadiría en la pirámide invertida, al final del post poner algo también importante, ya que de esta manera potencias que el usuario haga clic en compartir en redes sociales, no se si estarás de acuerdo.

    • Paula Guzman dice

      Totalmente de acuerdo, Jose :)
      Incluir una llamada a la acción para promover una reacción en el usuario es fundamental. En este artículo en concreto no lo había mencionado, porque más que a la redacción periodística y a la prensa tradicional es un recurso ya de por sí asociado (o debería) al blogging y al marketing de contenidos, y a los contenidos web en general.

      Quizá habría que hacer otro artículo de los recursos del blogging que debería implementar la prensa tradicional 😉

      Muchas gracias por tu apunte y un saludo! :)

  4. dice

    Magnífico post Paula. Te aseguro que me va a ser muy útil. Yo siempre había pensado que el titular siempre se pensaba lo último. Muchas gracias y geniales las ilustraciones de tu alter ego 😉 Besos

    • Paula Guzman dice

      Muchas gracias! :) Me alegro de que te haya gustado y de que te pueda servir para tu nueva andadura. Lo del consejo del título que comentas tampoco es una ciencia exacta, pero ayuda bastante a la hora de centrar de lo que vas a hablar y ganar tiempo. Lo tengo comprobado 😉

      Un besazo, super abogado digital!

  5. Carmen Martínez dice

    Soy documentalista y desde luego estoy de acuerdo en que hay que aplicar criterios a los contenidos. Últimamente asistimos a un boom de ofertas de trabajo relacionadas con gestión de contenidos, CM, etc., pero creo que se cae en el error de que cualquier perfil profesional puede con ello si ya tienes un blog, si tienes cuentas en redes sociales, por lo que hoy más que nunca, en medio de una sociedad infoxicada hace falta calidad para saber hacer y ofrecer esa información “reducida” que demandan los usuarios. Muy buen artículo. Ánimo

    • Paula Guzman dice

      Hola Carmen,
      Muchas gracias por tu comentario.
      Estoy totalmente de acuerdo contigo. Efectivamente no cualquier perfil es válido para todo simplemente por el hecho de tener un blog. En el caso de este post, iba en esa línea, a la hora de explicar los recursos y la experiencia de un perfil profesional como puede ser el de un periodista y cómo todo esto se puede aplicar al marketing de contenidos para mejorar los contenidos y sumar esa calidad de la que también hablas y que es tan importante, cada vez más.

      Saludos y gracias!

  6. dice

    En Blogramé, también estamos dándole vueltas a este asunto y nos hemos percatado de la importancia de las redes sociales (sobre todo, Twitter) a la hora de redactar posts.

    Unas cuantas frases tuiteables hábilmente distribuidas a lo largo del post pueden hacer de enganche para parar por unos segundos el escaneo del post.

    Además, existen ya plugins que crean recuadros con dichas frases con un botón incluido para tuitearlas.

    ¿Quién se puede resistir a tuitear un buen tuit?

    • Paula Guzman dice

      Muy cierto, Jerby
      Este recurso de las frases tuiteables nos permite multiplicar el efecto de un titular atractivo para ganar una mayor atención y promover que nos visiten y consuman nuestros contenidos. Sin duda, es un buen enganche :)

      Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *